Apicultura

Factores desencadenantes de las enfermedades
de las abejas
Por la Ing. Agr. Susana E. Bruno

La productividad de una colonia de abejas, su capacidad de soportar y sobreponerse a ciertas condiciones desfavorables, depende de varios factores externos e internos estrechamente relacionados.

Desde el punto de vista sanitario las condiciones o causas que favorecen el desarrollo de las enfermedades pueden clasificarse en tres grupos, donde los componentes de cada uno de ellos están más o menos relacionados y pueden en cierto grado o no ser manejados por el productor apícola.

Entre otros se pueden mencionar:

Factores o causas no manejables
Dentro de éstos se encuentran las condiciones climáticas. Ejercen acción directa sobre la colonia (frío, humedad, calor excesivo, lluvias, vientos) provocando el cese o disminución de los aportes nutritivos a la misma por el cese o disminución del pecoreo, y el confinamiento de las abejas, lo cual permite una rápida diseminación de parásitos. Pero también ejercen una acción indirecta que se manifiesta por su acción sobre los vegetales limitando o disminuyendo la oferta alimentaria debido al cese de las secreciones nectaríferas y/o poleníferas. Por ejemplo: excesivas lluvias, que lavan las flores, o sequías, que atrasan o directamente malogran las floraciones de interés apícola.

Factores o causas aminorables
Serían todas aquellas causas favorables al desarrollo de las enfermedades que pueden ser minimizadas o disminuidas por la aplicación responsable y correcta de ciertas prácticas apícolas es decir, a través de un manejo adecuado.

Por ejemplo: las carencias de polen en la colonia pueden ser evitadas por el aporte oportuno de sustitutos o por la trashumancia a zonas de aporte natural. La competencia intraespecífica (debido a una gran concentración de colonias en una región) puede ser reducida a un nivel aceptable a través de una correcta ubicación de colmenas de acuerdo a la riqueza floral. Los efectos de tratamientos fitosanitarios pueden ser limitados y/o evitados a través de la organización correcta entre apicultores, agricultores y aplicadores de agroquímicos.

Factores o causas manejables
Son los apicultores y la práctica de la apicultura intensiva quienes provocan en las colonias estados de estrés que favorecen el desarrollo de ciertas enfermedades. Entre las numerosas causes favorables que dependen del apicultor podemos citar:

  1. Ausencia de profilaxis (falta de desinfección del material, falta de recambio y/o renovación de panales).
  2. Gran concentración de colmenas (ubicación, orientación).
  3. Ausencia de selección o selección mal conducida.
  4. Errores de manejo de cualquier orden que puedan provocar cambios de conducta y estados de desequilibrios en la población generando situaciones de estrés.

La competencia que se establece entre las poblaciones por la utilización de una fuente, ya sea nectarífera o polenífera, es muy importante. Ella es responsable de carencias alimenticias y de la dispersión de los agentes patógenos; así como también de la disminución de la producción en zonas donde se supera el número de colmenas de acuerdo a su riqueza floral. De allí la necesidad de organización de los apicultores en cada zona pare poder llegar a establecer la receptividad de las mismas.

  Envíe esta nota a un amigo

Imprima esta nota

Panel de Control - haga click en cada uno de los links

   Actualidad: [el tema] [últimas noticias] [mercados] [gestión empresaria] ] [gestión técnica]
  Agricultura: [trigo] [maíz] [soja] [girasol] [otros cultivos]     Ganadería: [bovinos] [porcinos] [otros ganados]
   Alternativos: [apicultura] [avicultura] [fruticultura] [horticultura] [otros alternativos]   Clasificados: [inmobiliario]
  Región: [Rosario] [Bolivia   Eventos: [agenda] [actualidad empresaria]

El logotipo y la marca a-campo.com están registrados - Copyright 2000 - Todos los derechos reservados - Ver términos del servicio