Otros cultivos

Llegó la alfalfa híbrida y promete una revolución forrajera

Fuente: INTA (*)

Los tamberos de Wisconsin, el "dairyland state" (estado lechero), ya tienen a disposición la alfalfa híbrida. La obtuvo Dairyland Seeds, un criadero de West Blend (WI) que visité hace quince años. De la mano de Paul Sun, el breeder que lideró la investigación y que ahora es vicepresidente de la compañía, recorrí el mayor campo experimental de alfalfa que ví en mi vida.

Confieso que nunca había visto tal cantidad de parcelas. Tenía de todo: desde infectarios de antracnosis, en sectores bajo riego por aspersión permanente, en la que sólo sobrevivían unas pocas, hasta los invernáculos en los que avanzaban sus investigaciones sobre el híbrido. Allí, Sun me mostraba excitado las anteras maduras de una flor de alfalfa. Con un fino bisturí, las cortaba al medio. De unas salía polen. De otras no. "Esta es el macho estéril", explicaba. El híbrido estaba en camino. Ahora llegó al mercado. Y promete una verdadera revolución.

Durante los últimos veinte años, los mejoradores de alfalfa en los EE.UU. hicieron impresionantes avances en resistencia a enfermedades, tolerancia al frío, y otros factores defensivos. Pero el potencial de rendimiento se había mantenido estancado.

Esto es lo que se espera que cambie con el nuevo híbrido, cuya serie se denomina msSunstra (es el apócope entre Sun y Strachota, el apellido del CEO de Dairyland. El primero es el HybriForce 400. El principal objetivo es lograr rendimientos forrajeros más elevados.

Los ensayos comparativos de las universidades en y en los tests de campo, mostró rendimientos entre un 8 y un 15% superiores a las variedades corrientes. Y los técnicos de la compañía prometen que las futuras generaciones darán mayores diferencias.

Paul Sun dice también que las plantas son más fuertes y los stands tienen mayor persistencia. "Las plantas pueden soportar abusos de manejo, como la frecuencia de cortes, sin que se corra el riesgo de pérdidas de stand". Este manejo es cada día más popular en zonas tamberas, donde se busca máxima calidad. Y ello implica cortar en prefloración.

Este año se vendieron cantidades muy limitadas, en un lanzamiento precomercial. Estará a pleno en el 2002. Muchas compañías de semillas están negociando con Dairyland Seeds la tecnología del híbrido, para incorporarla en sus líneas. Pero Tom Strachota, informó que aún no han cerrado ningun contrato de licencia.

Todos los materiales de Dairyland serán híbridos en el futuro. Strachota predice que las variedades de polinización abierta se irán extinguiendo. Los híbridos se comportan mejor que las variedades gracias al vigor híbrido, que se obtiene al cruzar dos líneas homogéneas.

Obtener un híbrido de alfalfa es muy dificultoso porque las flores son hermafroditas y los órganos masculinos y femeninos están demasiado próximos. No puede ser castrada. La semilla es producida a través de la polinización cruzada por abejas.

Dairyland informó que la tecnología fue desarrollada por Sun, quien consumió 24 años separando plantas machos de plantas hembra, lo que determina que el flujo de polen pueda ser controlado. También hubo que resolver el problema de la línea recuperadora, que es la que permite restaurar la fertilidad de la línea macho estéril (hembra) para que ésta se multiplique.

Sun y Strachota coinciden en que se va a repetir el fenómeno que se dió con el híbrido de maíz. Antes de que éstos fueran introducidos en 1930, los rendimientos estaban estancados. Después vino un despegue fenomenal, a razón de 50 kilos por hectárea y por año hasta 1960, cuando llegaron los híbridos simples. Desde entonces, el ritmo se duplicó.

La publicación Hay and Forage recoge las opiniones de los productores. Roger Elliot, un tambero de Evansville, Minesotta, sostiene que "es lo mejor que jamás he visto en alfalfa". Sembró una franja de una hectárea con Hybri-Force en la última primavera, cuando era un híbrido experimental. A ambos lados sembró las dos mejores que conocía, el mismo día. La diferencia de rinde fue del 15%. Pero eso no es lo que más le interesa. "Me impresiona la velocidad de rebrote. En un par de semanas después del corte, le saca de 10 a 15 centímetros a las convencionales".

"Mi teoría es que al rebrotar tan rápido, la fotosíntesis enseguida refuerza las reservas de las raíces, lo que explica la mayor persistencia en manejos intensivos", cree Elliot.

La cantidad de plantas por metro se mantiene más constante que en las convencionales. Esto es porque el crecimiento de la población es parejo. Cuando se corta un lote de alfalfa convencional, hay plantas más altas y otras más bajas, ya que hay un rango de 20 días en la madurez. Así, las más lentas tiendan a perderse por falta de acumulación de azúcares en raíces. Esto no sucede con la alfalfa híbrida, que madura toda junta. Y esta es la clave de la mayor persistencia.

 

(*) Ing. Héctor Giandoménico

 

notas anteriores
Frutillas transgénicas con más defensas contra los hongos
 Leer, click aquí...
El sorgo forrajero, una buena alternativa al maíz a la hora de elegir pasturas para ensilar
 Leer, click aquí...
Los cultivos forrajeros y la eficiencia de la fertilización
 Leer, click aquí...
A la hora de sembrar para el silo
 Leer, click aquí...
¿La alfalfa tiene acidez?
 Leer, click aquí...
  Envíe esta nota a un amigo

Imprima esta nota

Panel de Control - haga click en cada uno de los links

www.a-campo.com -

   Actualidad: [el tema] [últimas noticias] [mercados] [humedad del suelo] ] [gestión empresaria] ] [gestión técnica]
 Agricultura: [trigo] [maíz] [soja] [girasol] [otros cultivos]     Ganadería: [bobinos] [porcinos] [otros ganados]
   Alternativos: [apicultura] [avicultura] [fruticultura] [horticultura] [otros alternativos]   Clasificados: [inmobiliario]
  Región: [rosario] [san lorenzo] [v. g. galvez] [arroyo seco] [casilda]    Eventos: [agenda] [teleconferencia] [actualidad empresaria]

El logotipo y la marca a-campo.com están registrados - Copyright 2000 - Todos los derechos reservados - Ver términos del servicio