Otros cultivos

Producciones alternativas: un berrie que crece

El país, en vías de ser el segundo exportador de arándanos

Este año se venderían más de 1,5 millones de cajas al exterior, casi un 50 % más que en 2004

ROSARIO.- A pesar de ser una explotación que requiere de una alta inversión, el arándano está registrando un crecimiento inusitado en el país, con algo más de 2300 hectáreas plantadas. Un encuentro realizado en esta ciudad, que reunió a productores de diversas regiones, dejó en claro que se trata de una actividad sumamente rentable, que ya escaló al 7º puesto en valor FOB de las exportaciones de frutas frescas.

Las razones de este fenómeno son varias, pero la principal es que se trata de un producto cuyo destino es la exportación (casi el 100% de la producción nacional se envía al exterior), y por el que los estadounidenses y europeos llegan a pagar hasta 28 dólares por kg en la época en la que no están dadas las condiciones climáticas.

"Entendemos que esta situación de alta rentabilidad no va a variar porque observamos una demanda creciente, que proviene fundamentalmente de Estados Unidos, más aún si la Argentina sigue logrando ingresar este producto en los meses de octubre y noviembre", explicó a LA NACION el presidente de la Cámara Argentina de Productores de Arándanos y otros Berries (Capab), Jorge Pazos.

Para el período que comienza, los dirigentes de la entidad, que organizaron una reunión nacional en Rosario, estiman que se llegará a exportar algo más de 1.500.000 cajas, casi un 50 % más de las que se enviaron al exterior el año pasado, alrededor de 8449 toneladas.

De esta forma, la Argentina se consolidará como el segundo exportador en importancia, detrás de Chile. En 2004 el arándano alcanzó el séptimo lugar en ventas FOB dentro de las exportaciones de frutas frescas, después de otras tradicionales como la pera, la manzana, la naranja, la uva y la mandarina. Y esto en sólo diez años de actividad.

El presidente de North Bay, empresa que envía al exterior el 30 %de la cosecha nacional, José Luis Morea, fue contundente en las proyecciones futuras. En ese marco, confió que, a pesar del incremento constante de las áreas plantadas, el arándano seguirá siendo un producto de alta rentabilidad.

"Lo que se envía en octubre deja un saldo de hasta 15 dólares por kilo a los productores, monto que va cayendo con el paso de las semanas, pero nunca es menor a los 5 dólares, que se obtienen por las últimas exportaciones que se hacen en enero", comentó Morea.

La empresa que representa comenzó a incursionar con envíos en barco al mercado europeo (a Estados Unidos se remite todo en avión), cuestión que permite abaratar los costos de flete de 4 a 0,80 centavos de dólar por cada caja que se exporta.

Esta cuestión, como también problemáticas comunes a la logística, el precio del producto, las proyecciones de producción, las variedades más convenientes, atmósfera controlada y perspectivas se desarrollo, fue debatida en talleres en la sexta reunión nacional de productores.

De la jornada, que tuvo una duración de dos días, participó un panel de especialistas, algunos de los cuales viajaron desde el exterior para estar en el encuentro.

Entre otros extranjeros, el chileno Carlos Ferrer, miembro de la Asociación de Exportadores de ese país, que hizo un análisis sobre la apertura de nuevos mercados en Asia y América latina. En tanto, Gerard Krewer, del estado de Georgia, EE.UU, comentó detalles de un programa activo en la investigación aplicada a los frutos pequeños.

"Para nosotros se trata de la primera cosecha grande para muchas plantaciones de Concordia. Será todo un desafío, incluso para la logística porque enviaremos volúmenes de 200.000 cajas, de las cuales un 90% serán remitidas por vía aérea", dijo el productor y disertante Marcelo Zanchetti.

En esa región, por ejemplo, muchos productores reemplazan el arándano por plantaciones de cítricos. Es el caso de la empresa Blueberries SA que pertenece a la Estancia 9 de Julio (ex Pindapoi), que ya explota más de cien hectáreas y en la última campaña exportó alrededor de 200.000 kilos de arándanos.

Ignacio Gorostiaga tiene un laboratorio que se dedica a la propagación de plantas de arándanos. Hace tres años que incursionó en esta actividad y ya coloca más de medio millón por año en el mercado nacional. Explicó que al sexto año de plantación el rendimiento de una hectárea es de US$ 75.000.

"En el tercer año la planta, que tiene una vida de 25 años, ya está en producción. Muchos de los que se inician en la actividad lo toman como un seguro de retiro", añadió Gorostiaga.

Principales zonas

Las principales zonas de plantación de arándanos son Tucumán, Concordia, el corredor de la ruta 41, en la provincia de Buenos Aires, y la provincia de Santa Fe.

El mayor incremento de la temporada anterior se registró en la zona del noroeste argentino (fundamentalmente Tucumán) y en la provincia de Buenos Aires.

Capab cree que entre los años 2008 y 2010 se encontrará el punto de equilibrio en el abastecimiento al mercado de Estados Unidos. Esa es la razón por la que los dirigentes estiman que "se deben hallar otros mercados", además de sostener los existentes.

Uno de los escollos es el elevado desembolso que hay que efectuar para implantar una hectárea de arándanos ronda los 35.000 dólares, cifra que incluye los plantines, el riego por goteo, asesoramiento y equipamiento de protección.

Por Walter Gasparetti

Para LA NACION
 


Cultivos no tradicionales: crecen los embarques de arándanos
El éxito de un fruto con sangre azul 
En la próxima campaña, la Argentina se convertirá en el tercer exportador mundial en contraestación de este blueberry

Buenas nuevas para los productores de arándanos de la Argentina: Estados Unidos aumentó en el último lustro el consumo del "berry de sangre azul" el 20 por ciento al pasar de 174 a 213 gramos per cápita. 

Este crecimiento tiene su explicación en las acertadas políticas de promoción y marketing y sus excelentes bondades en términos de salud. 

Recientemente se comprobaron sus grandes beneficios frente al mal de Alzheimer y el mal de Parkinson, además de favorecer el tracto urinario y gástrico. 

Estas circunstancias no hacen más que mejorar las naturales posibilidades para la actividad local pues las colocaciones externas de "blueberries" vienen creciendo en forma constante desde 1994, cuando se concretó la primera exportación a Gran Bretaña. 

En la próxima campaña (2004/2005), la Argentina se convertirá en el tercer exportador mundial en contraestación detrás de Chile y Australia. 

Un paso importante para pasar de las ventajas comparativas a las competitivas fue el dado por la Facultad de Agronomía de la Universidad de Buenos Aires (Fauba) que constituyó un equipo técnico interdisciplinario, dirigido por su decano, ingeniero agrónomo Fernando Vilella. 

Los investigadores trabajan en propagación vegetativa, ecofisiología del cultivo, fitopatología, fenología y reconocimiento por DNA de variedades, sistemas antiheladas y de fertirriego y drenaje, opciones de manejo poscosecha, tendencias de consumo, mercados, logística y comercialización. 

En el ciclo 2003/2004 se exportaron 800 toneladas por más de 9 millones de dólares (FOB) con pronóstico cierto de superar las 1000 en esta campaña. 

Las razones del éxito en este agronegocio tiene explicación; se trata de un fruto altamente perecedero que los estadounidenses y europeos no pueden mantener en fresco por largo tiempo. Así en otoño-invierno deben importar, indefectiblemente, fruta para consumo por la enorme demanda sustentada en sus tradiciones. Con todo, Estados Unidos produce el 50 por ciento de los arándanos del circuito internacional, Canadá un tercio y, Europa, cerca del 16 por ciento. 

La oferta de contraestación del hemisferio sur, siendo de apenas del 2 por ciento, aparece como estratégica y promisoria. En la Argentina existen con cultivos de blueberries (según datos privados) cerca de 1500 hectáreas. 

Las principales zonas productivas son Buenos Aires y Entre Ríos, pero están surgiendo emprendimientos en Tucumán, Salta, Santa Fe, Corrientes, Córdoba, San Luis, Mendoza y Patagonia. El 75% de la cosecha se exporta a EE.UU., pues en el país aún no existe la cultura de incorporar a este fruto en la dieta. 

Asimismo, la Fauba con el auspicio de LA NACION organiza un simposio internacional del arándano del 14 al 16 de este mes, que estará a cargo del citado equipo. Para mayores informes llamar al 4524-8000. 

 

notas anteriores
Lanzan producción de ajíes y condimentos para exportar a Japón y EE.UU.
Leer, click aquí...
Argentina tiene el primer Estudio sobre la caracterización de la Producción Florícola en el país
  Leer, click aquí...
 

Espárrago: Hortaliza que puede producir por más de 10 años

  Leer, click aquí...
 
Limones y jugos tucumanos que se abren mercados
 Leer, click aquí...
Flores comestibles en el menú de los grandes hoteles
 Leer, click aquí...
El pacú, una opción para productores del Litoral norte
 Leer, click aquí...
Exportación de lombrices californianas vía Internet
 Leer, click aquí...
Algodón: preparación del suelo y siembra directa
 Leer, click aquí...
El azafrán, una opción para cultivar en pequeñas extensiones
 Leer, click aquí...
Forestación: tecnología de cultivo y posibilidades de mercado
Leer, click aquí...
  Envíe esta nota a un amigo

Imprima esta nota

Panel de Control - haga click en cada uno de los links

   Actualidad: [el tema] [últimas noticias] [mercados] [gestión empresaria] ] [gestión técnica]
 Agricultura: [trigo] [maíz] [soja[girasol] [otros cultivos]     Ganadería: [bovinos] [porcinos] [otros ganados]
   Alternativos: [apicultura] [avicultura] [fruticultura] [horticultura] [otros alternativos]   Clasificados: [inmobiliario]
  Región: [rosario   Eventos: [agenda] [actualidad empresaria]

El logotipo y la marca a-campo.com están registrados - Copyright 2000 - Todos los derechos reservados - Ver términos del servicio